Hybrid Cloud: Conozca qué es la nube hibrida, cómo funciona y cuales sus ventajas

En la definición más amplia, una nube híbrida combina TI on-premise (infraestructura tradicional y nube privada) con Infraestructura como servicio (IaaS) off-premise u otros servicios proporcionados por una nube pública, como Google Cloud Platform (GCP), Amazon Web Services (AWS) o Microsoft Azure, o de un proveedor de servicios de nube (CSP).

Según una definición más estricta de nube híbrida, se trata de un servicio creado a partir de una combinación de diferentes nubes que podrían incluir tanto nubes privadas como públicas, así como CSP. En un stack de aplicaciones de tres capas, el servicio de presentación puede estar en una nube pública, el servicio de aplicaciones puede residir en una nube privada gestionada y el servicio de bases de datos puede encontrarse on-premise.

Cómo funcionan las nubes híbridas

La llegada del cloud computing a las TI de las empresas aportó mucho más que un nuevo valor empresarial y utilidad para el usuario. Se creó un conjunto de términos totalmente nuevo para describir las múltiples variantes de almacenamiento y transmisión de datos virtuales. En primer lugar, aprendimos sobre las nubes privadas o los entornos virtualizados que se crearon para que los usuarios, dentro de esa empresa, pudieran acceder a demanda a los servidores y otros recursos necesarios para dar soporte a las cargas de trabajo de su empresa sin compartir esos recursos fuera de la misma. Este tipo de infraestructura de nube privada suele crearse, aunque no siempre, utilizando recursos del propio centro de datos de la empresa on-premise. Luego, a medida que el tiempo avanzaba, alguien nos hablaba sobre nubes públicas o nubes a las que se accede y se consumen públicamente. Esto significa que todos los recursos de red, almacenamiento y procesamiento basados en hardware son propiedad y están gestionados por un proveedor externo como Amazon Web Services (AWS), Microsoft Azure o Google Cloud Platform (GCP). Aunque las cargas de trabajo están divididas para la seguridad de los datos, estos recursos son compartidos por los clientes de un proveedor particular de nube pública. La gran ventaja de las nubes públicas era no tener que gestionar los recursos uno mismo y mucha más agilidad de la que se podía obtener en el entorno on-premise.

Ahora, con dos tipos de nubes a tener en cuenta, naturalmente necesitaríamos terminología para describir la transmisión de aplicaciones y datos entre nubes públicas y privadas. Esta arquitectura es lo que definimos como nube híbrida. Como una especie de autopista cifrada, la nube híbrida permite a los operadores realizar una única tarea aprovechando dos recursos de nube separados. Sin embargo, debemos tener en cuenta que la mayoría de los entornos de nube híbrida utilizan dos nubes privadas separadas. El factor clave que hay que recordar es que una nube híbrida combina los recursos de dos nubes diferentes o una mezcla de ambas. Imaginando un diagrama de Venn y asignando una nube privada on-premise al lado izquierdo y una nube privada alojada al derecho, una nube híbrida implicaría la suma de ambas partes. El espacio superpuesto del centro representa la capa híbrida.

Este terreno medio entre nubes proporciona un puente vital para la transmisión de datos. Permite a las organizaciones aprovechar las capacidades de la nube sin comprometer la productividad ni la seguridad.

Nube híbrida y multicloud

¿Qué pasa con los entornos que utilizan infraestructuras de nube pública y privada, pero los datos pueden compartirse entre ellos o no? ¿Cómo categorizamos este escenario?

El término asociado con esta nueva arquitectura de nube híbrida se llama "entorno multicloud". Este tipo de entornos de nube difieren de los híbridos, ya que sugieren la presencia y el uso de muchas nubes sin la interoperabilidad garantizada entre ellas. El uso de esta arquitectura emergente está aumentando, ya que proporciona acceso a varios modelos de servicio en la nube.

Un error común al comparar infraestructuras híbridas y entornos multicloud es pensar que las dos son mutuamente excluyentes. La definición explícita de un entorno multicloud, más de uno, sugiere que un modelo de nube híbrida es también un modelo multicloud. Sin embargo, lo contrario no siempre es cierto. Una configuración multicloud puede ser hibridizada, pero también puede existir sin necesidad de que haya nubes individuales comunicándose entre sí.

Multi-cloud is the use of more than one cloud platform that delivers a specific application or service and can be comprised of public, private, and edge clouds.

La razón más evidente de este enfoque compartimentado es la seguridad de los datos. A pesar de contar con funciones de cifrado de datos y otras capacidades de prevención de amenazas, los operadores de la nube siguen temiendo la exposición a los riesgos asociados a la transmisión de datos entre nubes. Sin embargo, eso no significa que no necesiten utilizar muchas nubes a la vez. A las organizaciones, tanto del sector público como del privado, se les presentan cada vez más justificaciones empresariales para gestionar las cargas de trabajo entre varios proveedores de nube. En estos casos, las nubes están ejecutando varias tareas. Las nubes no comparten los datos o la potencia de cálculo para un único resultado como en el caso del entorno híbrido. Además de la seguridad, muchas empresas literalmente se atascan en un entorno multicloud, ya que no tienen una justificación comercial para compartir aplicaciones o datos entre nubes.

¿Cuáles son las ventajas de la nube híbrida?

Ventaja de la nube híbrida: flexibilidad y agilidad

Flexibilidad y agilidad

La ventaja más importante de una nube híbrida bien diseñada es, de lejos, el aumento de la agilidad empresarial. Le ofrece un acceso inmediato a recursos para soportar nuevas aplicaciones, acomodar proyectos de desarrollo y pruebas o abordar con rapidez necesidades imprevistas. En un mundo ideal, las cargas de trabajo deberían poder moverse rápidamente entre ubicaciones on-premise y en la nube, y aprovechar los recursos de múltiples lugares. (Por desgracia, las diferencias de API y de arquitectura entre los distintos proveedores de nubes hacen que esto sea todo un reto).

Elasticidad

Muchos sectores experimentan grandes variaciones en la demanda de recursos. Un claro ejemplo es el comercio minorista, en el que la actividad se dispara antes de las vacaciones de diciembre. Un modelo de nube híbrida le proporciona la capacidad de responder de manera elástica a las demandas de recursos. De forma similar, muchas aplicaciones individuales presentan grandes fluctuaciones en la demanda de recursos. Dichas aplicaciones deben operar en un entorno en el que puedan captar recursos cuando se requieran y liberarlos cuando ya no sean necesarios, reduciendo así los gastos generales.

Ventaja de la nube híbrida: elasticidad
Ventaja de la nube híbrida: autoservicio

Autoservicio

Una nube híbrida bien diseñada puede permitir a los usuarios de TI -como desarrolladores y gerentes de línea de negocio- acceder a la infraestructura y los servicios de TI a través de un portal de autoservicio. Esto no solo les proporciona un acceso inmediato a los servicios, sino que también reduce la carga de la estructura de TI, puesto que ya no tiene que hacer de intermediario.

Entrega más rápida de nuevos productos y servicios

La nube híbrida puede ayudarle a ofrecer nuevos productos y servicios con mayor rapidez y eliminando las barreras que ralentizan su negocio y sus equipos de desarrollo. Los nuevos servicios digitales son más fáciles de crear e implementar y los desarrolladores e ingenieros de pruebas pueden acceder mejor a los recursos que necesitan, cuando se necesitan.

Ventaja de la nube híbrida: entrega más rápida de nuevos productos y servicios
Ventaja de la nube híbrida: control de costes

Control de costes

Un modelo de nube híbrida le permite ejecutar cualquier aplicación de la manera más eficiente posible, al mismo tiempo que adopta un modelo de pago por uso que reduce sus inversiones de capital en infraestructura y centros de datos. Diseñar centros de datos para acomodar cargas máximas y dejar la infraestructura inactiva la mayor parte del tiempo es una mala elección si la comparamos con la de añadir recursos de nube cuando es necesario para acomodar los períodos punta.

No se depende de un solo proveedor

Si adopta un modelo basado solo en la nube, es prácticamente imposible evitar depender de uno o dos proveedores de nube. El coste de sacar sus datos de la nube puede ser prohibitivo, por lo que debe ser precavido antes de traspasar datos de los centros de datos a la nube.

Nube híbrida: no se depende de un solo proveedor
Nube híbrida: acceso a la tecnología más reciente

Acceso a la tecnología más reciente

En el competitivo entorno empresarial actual, las empresas no pueden permitirse el lujo de encontrarse en una situación en la que no puedan tener acceso inmediato a tecnologías que podrían procurarles una ventaja comercial. Un ejemplo es la IA. Las grandes nubes públicas innovan rápidamente y ofrecen servicios competitivos. Un modelo de nube híbrida le proporciona la flexibilidad de utilizar la tecnología más adecuada para aprovechar las oportunidades que se le presenten.

Mantener la seguridad de las nubes

En un reciente informe de analistas sobre el liderazgo de la estrategia en la nube, varios analistas líderes del sector concluyeron que la seguridad de los principales proveedores de la nube es tan buena o mejor que la de la mayoría de los centros de datos empresariales. La seguridad ya no debería considerarse un impedimento importante para la adopción de los servicios de la nube pública. Sin embargo, no es tan sencillo como simplemente trasladar las cargas de trabajo on-premise a la nube. Los equipos de seguridad deben buscar aprovechar la infraestructura programática de la IaaS en la nube pública. La automatización de la mayor parte del proceso elimina los potenciales errores humanos, generalmente responsables de los ataques de seguridad que culminan con éxito. Mantener el seguimiento de los controles de seguridad debe ser programático para garantizar el cumplimiento total de la regulación de la nube.

Aunque una estrategia híbrida y multicloud tiene muchos beneficios, crea un riesgo real de que los datos de su empresa se fragmenten. La falta de visibilidad puede dificultar mucho la identificación y el seguimiento de los recursos de datos, incluyendo dónde están y si están protegidos adecuadamente. Los informes sobre los datos que se dejan sin protección en la nube pública aumentan la preocupación de las empresas sobre el almacenamiento de datos críticos en ella. En muchos casos, estos conjuntos de datos quedaron expuestos simplemente porque los operadores no estaban familiarizados con el modelo ni con las herramientas de seguridad de una determinada nube. Para garantizar que tiene la visibilidad y la seguridad adecuadas en sus nubes (públicas y privadas), asegúrese de aplicar un modelo que priorice la seguridad y mantenga la monitorización y la gestión continua de los riesgos y amenazas de seguridad en la nube. Este modelo aprovechará las herramientas innovadoras y la automatización que son capaces de detectar las amenazas a la seguridad en tiempo real, actúan sobre ellas y miden los resultados de seguridad y cumplimiento. Evalúe y añada herramientas que supervisen la seguridad y la gobernanza de la nube de forma continua, realizando comprobaciones automáticas de su estado de forma regular, y comprenda que en un mundo de nube pública la seguridad es una "responsabilidad compartida" entre el usuario y el proveedor de la nube.

¿Por qué debería elegir una nube híbrida?

Diversas pruebas apuntan a que la nube híbrida es el modelo preferido para la empresa. Según el informe “State of the Cloud", publicado por RightScale en 2017, la nube híbrida es la estrategia empresarial preferida: el 85 por ciento de las empresas tiene implementada una estrategia multicloud, frente al 82 por ciento de 2016."

Crecimiento de la nube híbrida

A nivel regional, América informó de un mayor uso de las nubes híbridas ahora (22%) y en un plazo de 12 meses (31%). Sin embargo, la perspectiva a dos años ha hecho que EMEA (43%) supere los planes híbridos de América (39% ) y que APJ (39%) esté recuperando terreno.

Los usuarios de la nube híbrida que afirman que se están satisfaciendo todas sus necesidades (49%) son más que aquellos que utilizan una única nube pública (37%).

¿Está ganando popularidad la nube híbrida?

A pesar de cierta reticencia inicial, en los últimos años los principales proveedores de IaaS han empezado a integrar su infraestructura de nube pública con los recursos on-premise de los clientes. Los proveedores crean herramientas que funcionan en estos entornos y se asocian a empresas que poseen fuertes lazos con los centros de datos empresariales.

¿Cuál es la mejor estrategia para
crear una nube híbrida?

Su empresa necesita un sistema operativo en la nube que le permita supervisar, gestionar y orquestar todos los entornos utilizando un único conjunto de herramientas. La mayoría de las estrategias en materia de nube híbrida se basan en intentar determinar la mejor manera de conseguir que todas las piezas dispares encajen: infraestructura tradicional en sus centros de datos, nubes públicas y proveedores de servicios de nube. En función de las realidades del entorno de nube actual, el siguiente enfoque tiene una mayor probabilidad de éxito:

  1. Elija un marco único (un "sistema operativo en la nube") que le permita gestionar las cargas de trabajo on-premise y en la nube.
  2. Modernice sus entornos on-premise de acuerdo con ese marco.
  3. Elija únicamente nubes públicas y CSP compatibles con ese marco.

La nube privada funciona como base de toda estrategia de nube híbrida. El núcleo ideal de esa base de nube privada es un núcleo de infraestructura hiperconvergente. La eficacia de este enfoque contribuye a que más del 70% de las organizaciones estén ahora devolviendo las cargas de trabajo on-premise.

Nutanix ofrece el camino más rápido hacia
un entorno híbrido y multicloud 

En la actual era de la innovación digital, muchas empresas tienen que ejecutar sus aplicaciones y datos en un entorno híbrido que abarca nubes privadas on-premise y nubes públicas. Esto no tiene por qué ser difícil. Sin embargo, la ampliación de una nube privada a una pública plantea muchos desafíos, entre los que figuran la necesidad de gestionar redes complejas, la necesidad de rediseñar las aplicaciones, la gestión de múltiples herramientas de infraestructura para diversas nubes y otros muchos. Existe una necesidad apremiante de contar con una plataforma única que pueda abarcar nubes privadas, distribuidas y públicas, de modo que los operadores puedan gestionar sus aplicaciones tradicionales y modernas con una plataforma de nubes homogénea.

Nutanix ofrece la primera plataforma híbrida y multicloud del sector con la flexibilidad, sencillez y rentabilidad que se necesitan para ejecutar aplicaciones en nubes privadas o en múltiples nubes públicas. Nutanix amplía la sencillez y la facilidad de uso del software de infraestructura hiperconvergente (HCI) de Nutanix, así como el stack completo de Nutanix, a nubes públicas como AWS y, pronto, también Azure. Al utilizar la misma plataforma en nubes privadas y públicas, Nutanix reduce drásticamente la complejidad operativa de migrar, extender o expandir sus aplicaciones y datos entre nubes. Los operadores pueden utilizar un único plano de gestión para manejar eficazmente su infraestructura de nube tanto privada como pública, gestionada y operada como una sola nube.

Cómo empezar

Construya su nube, a su manera, en tan solo unos clics. Realice de forma instantánea las tareas de TI con una experiencia unificada de plataforma de nube con Nutanix. Visite www.nutanix/one-platform para probarlo hoy mismo.

Recursos relacionados

El mito de la nube híbrida

Respuestas a las 10 preguntas principales sobre gestión de la nube

Diseño y construcción de una nube híbrida

Lecturas rápidas de la nube híbrida

Unanimidad casi total: la nube híbrida es el futuro de la estructura de TI

Nube híbrida frente a multicloud: ¿cuál es la diferencia?

Introdúzcase en la infraestructura hiperconvergente (HCI)

¡Empecemos!

Programe una demostración personalizada con un consultor de soluciones y descubra cómo Nutanix Enterprise Cloud puede transformar su negocio.